Volver

Aragón Ene 30, 2018

ANPE exige la necesidad de establecer un Mir educativo dentro de una Ley de la Profesión Docente y de un Estatuto Docente.


Para ANPE es imprescindible abordar la situación del profesorado y su futuro profesional. El pacto educativo que se está gestando debe acordar medidas de reconocimiento, apoyo y valoración de la tarea docente. Es prioritario el diseño de la profesión docente, en un doble aspecto: una ley de la profesión docente y un Estatuto del Profesorado, que defina como atraer a los mejores profesores a las aulas, como formarlos y como regular una carrera profesional que haga atractiva y motivadora el desempeño de su función.

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, ha propuesto este sábado en la Convención Nacional de Educación, el impulso de un programa de formación práctica tutorizada para prestigiar la labor docente, un MIR educativo de dos años de duración en el que se trabajen todas y cada una de las funciones asociadas a la labor del profesorado.

 

ANPE reitera la importancia del MIR educativo, pero tiene que estar incardinado en una Ley de la profesión docente y en un Estatuto Docente. El MIR educativo debe buscar un equilibrio entre experiencia docente y formación académica, y reforzar el proceso de selección previa y el periodo de prácticas de los aspirantes, con una duración uniforme para todo el territorio nacional, podría ser un buen sistema de futuro si consiguiésemos prolongarlo con una verdadera carrera profesional y si está incardinado en un conjunto de reformas del sistema educativo.

El acceso a la función docente es una pieza más de lo que debe constituir un diseño de la profesión docente, junto con la carrera profesional, la identidad docente, las retribuciones, los incentivos profesionales y las condiciones de la jubilación. Por muy acertado que sea el sistema de selección para acceder a la profesión docente, si el desarrollo de la profesión en sí misma no es suficientemente motivador, seguiremos sin atraer a la docencia a los mejores estudiantes.

Hay que tener en cuenta que el futuro MIR educativo no entrará en vigor, como mínimo, hasta pasado cinco años debido a que el Gobierno acaba de aprobar el Real Decreto de Modificación del Reglamento de ingreso, accesos y adquisición de nuevas especialidades en los cuerpos docentes. Es una regulación de futuro que debe abordarse de manera profunda, por tanto, ANPE exige dos cuestiones al respecto:

  • La negociación de esta propuesta con los representantes del profesorado.
  • Respeto a la situación jurídica individualizada de los profesores que ejercen la docencia en el sistema educativo.

El docente es la clave del sistema educativo. La figura del profesor debe estar en el centro de las políticas educativas y ha de ser un agente determinante para el futuro pacto educativo. Si ello no se aborda en este sentido, el pacto nunca será efectivo y habremos perdido una nueva oportunidad. Dicho pacto servirá de base para que el Gobierno elabore un proyecto de Ley Básica de Educación, que sustituya la legislación vigente y que nazca con vocación de estabilidad para adaptar la educación a los nuevos retos y exigencias de una sociedad en continuo cambio y trasformación.

 

Aragón, 30 de enero de 2018


#Notas de prensa

Volver